¿De qué trata?

 Se trata de publicar nuestras aplicaciones mediante una máquina virtual en Azure, en vez de subirlo directamente a Azure lo que vamos a hacer es tenerla en nuestro propio servidor. Para ello necesitaremos:

 o   Una máquina virtual montada y configurada, en mi caso yo he montado un Windows Server D2 (2 núcleos, 7GB de memoria)

o   Una cuenta de One drive, o cualquier otra parecida, para poder meter el directorio donde crearemos nuestra aplicación y así sea muy sencillo coger ese directorio dentro del servidor.

o   Una suscripción en Azure

Puntos Fuertes / Ventajas

 o   Se tiene toda la flexibilidad para instalar y administrar la máquina virtual desde escritorio remoto ya que podremos inciarla donde queramos y no hace falta que nuestro ordenador sea muy bueno, solo necesitamos una buena conexión de red.

o   Se puede alojar la aplicación web en Linux.

o   La máquina virtual es persistente.

o   Accesos multiplataforma ya tengamos un Windows, MAC o Linux podremos acceder a nuestra máquina virtual.

Puntos Débiles / Dificultades

 o   No hay mecanismo definido para publicar la web. Copiar los ficheros por escritorio remoto a mano o cualquier otro mecanismo.

o   Hay que configurar e instalar IIS y ASP.NET manualmente.

o   Se tiene que configurar y administrar el balanceo de carga a mano para el puerto de HTTP/HTTPS. Cuando se quieran agregar más maquinas se tiene que hacer a mano.

o   Las tareas de administración se tienen que repetir para todas las máquinas.

o   El usuario es responsable del mantenimiento del S.O.

Opinión personal

 En mi opinión personal me resulta bastante útil hacerlo de este modo pero como ya hemos comentado en los puntos negativos que tiene hacerlo así conlleva mucho trabajo estar manteniendo manualmente el servidor cuando hay un servicio en Azure donde lo puedes subir y olvidarte de configuraciones pero claro cada caso es distinto porque habrá gente que necesite su propio servidor para manejar sus aplicaciones. Por lo que ya es dependiendo de las necesidades de cada uno.