Es importante tener la hora correctamente configurada dentro de las redes, para ello se requieren marcas de tiempo correctas para poder realizar un seguimiento preciso de los eventos de red, como las violaciones de seguridad. Además, la sincronización de relojes es fundamental para la interpretación correcta de los eventos dentro de los archivos de datos syslog, así como para los certificados digitales.

NTP

Para realizar esta labor usamos el protocolo NTP (Network Time Protocol); es uno de los más antiguos de Internet y sigue estando en uso hoy en día, estando en continuo funcionamiento desde hace más de 25 años. Fue en un primer momento diseñado para sincronizar ordenadores y procesos críticos dependientes del tiempo sobre la red de Internet. E inicialmente pensado para el sistema operativo Linux, pero luego fue migrado también a Windows, aunque sigue siendo instalado por defecto en muchos sistemas Unix y distribuciones BSD (Berkeley Software Distribution), derivadas del sistema operativo Unix. Por este motivo, hay una gran cantidad de servidores NTP que utilizan Linux, debido a su kernel especializado y sus algoritmos de tiempo. El protocolo NTP se usa para sincronizar los relojes de los sistemas de computación de las redes de datos conmutadas por paquetes de latencia variable. NTP permite que los dispositivos de red sincronicen la configuración de la hora con un servidor NTP. Ya que un grupo de clientes NTP que obtienen información de fecha y hora de un único origen tiene una configuración de tiempo más coherente. Un método seguro para proporcionar sincronización a la red es que los administradores implementen sus propios relojes maestros de red privada, sincronizados en UTC (Coordinated Universal Time), mediante satélite o radio. Sin embargo, si los administradores de red no desean implementar sus propios relojes maestros debido al costo o a otros motivos, existen otros orígenes de reloj disponibles en Internet. NTP puede obtener la hora correcta de un origen de hora interno o externo, incluidos los siguientes: reloj maestro local, reloj maestro en Internet y GPS o reloj atómico. La configuración de los dispositivos de red, como servidor NTP o cliente NTP será la siguiente: para el caso de un servidor de horario NTP hay que sincronizar el reloj del software, usando el comando ntp server dirección-IP; para configurar un dispositivo con un reloj maestro NTP con el que los demás dispositivos se puedan sincronizar, usamos el comando ntp master [capa] del modo de configuración global, siendo capa un número que va del 1 al 15 e indica el número de capa NTP que informa el sistema, y en caso de que el sistema este configurado como reloj maestro NTP y no se especifica ningún número de capa, se establece la capa 8 de manera predeterminada.

Ya que hablamos del protocolo NTP hay que mencionar también el protocolo SNTP (Simple Network Time Protocol), que es una versión simplificada de NTP. Normalmente es utilizado donde la precisión y complejidad de NTP no es necesaria. Ambos protocolos son compatibles e intercambiables, es decir, cualquier cliente SNTP puede sincronizar con un servidor NTP.

 

NTP

 

Para concluir, decir que si no existiese este protocolo la configuración de la hora en las redes se tendría que hacer en todas mediante los relojes internos de los ordenadores, produciendo una gran descoordinación entre todos los componentes de una red ya que cada componente de la red podría acabar teniendo una hora distinta, ocasionando un gran descontrol en el envío de paquetes.

 

Yago Eriste Martinez Barbadillo

Alumno del curso: Cisco CCNA R&S

Centro: Instituto Tecnológico Tajamar

Año: 2015-2016