OSPF multiáreaOSPF multiárea

¿Qué debemos tener en cuenta para configurar una red multiárea OSPF?

La implementación de OSPF puede ser de área única o multiárea. El tipo de implementación de OSPF que se elige depende de los requisitos específicos y de la topología existente. ¿Qué factores debemos tener en cuenta a la hora de implementar o configurar una red OSPF multiárea? tendremos que recopilar los parámetros y los requisitos de la red, esto incluye la cantidad de dispositivos host y de red, el esquema de direccionamiento IP (si ya se implementó), el tamaño del dominio y de las tablas de routing, el riesgo de los cambios en la topología y otras características de la red. Una vez recopilado esta información, deberemos determinar si la implementación preferida es OSPF de área única o multiárea, en nuestro caso tendremos que implantar un OSPF multiárea.
En este caso deberemos de tener en cuenta varias consideraciones al determinar los parámetros de OSPF:

Primeramente un plan de direccionamiento IP este se rige de manera que se puede implementar OSPF y que tan bien se podría escalar la implementación de OSPF. Se debe de crear un plan de direccionamiento IP detallado, así como la información de división en subredes IP. Un buen plan de direccionamiento IP debe habilitar el uso de la sumarización y del diseño de OSPF multiárea. Este plan escala la red con mayor facilidad y optimiza el comportamiento de OSPF y la propagación de LSA.

En segundo lugar, las áreas OSPF, la división de una red OSPF en áreas disminuye el tamaño de la LSDB y limita la propagación de las actualizaciones de estado cuando se modifica la topología. Se deben identificar los routers que van a cumplir la función de ABR y ASBR, así como los que van a realizar la sumarización o la redistribución.

En último lugar, tendremos que tener en cuenta la topología de la red, esta consta de enlaces que conectan los equipos de red y que pertenecen a áreas OSPF diferente en un diseño de OSPF multiárea. La topología de la red es importante para determinar los enlaces principales y de respaldo. Los enlaces principales y de respaldo se definen mediante la modificación del costo de OSPF en las interfaces. También se debe usar un plan detallado de la topología de la red para determinar las distintas áreas OSPF, el ABR y el ASBR, además de los puntos de sumarización y redistribución.
Una vez definidos todos estos parámetros y características ya nos podemos poner a configurar una red multiárea OSPF, una vez implantada tendremos que comprobar la conectividad en toda la red para asegurarnos que ha convergido correctamente y que tenemos conectividad con todos los puntos de la red. En las redes de OSPF multiárea también podremos configurarle una autenticación de protocolo para añadirle seguridad, además de poder anunciar las redes de manera sumarizada o no dependiendo de las características de la red.

 

 

David Solano Alonso

Alumno del curso: Cisco CCNA R&S

Centro: Tajamar

Año: 2015-2016